domingo, 17 de agosto de 2014

Perseverar es la mitad del camino

Ayer la actriz Uzo Aduba ganó un Emmy, y en la rueda de prensa posterior declaró que justo el día que recibió la llamada que le comunicaba que había conseguido un papel en la serie, había decidido dejar la interpretación. Llevaba tiempo sin trabajar como actriz e iba a renunciar a su sueño… estuvo a un paso de abandonar, como si corriera en medio de una densa niebla y se rindiese a unos metros de la meta que no alcanzaba a ver.

Hace un año, un joven futbolista realizó la pretemporada con el primer equipo de un club de la Liga Adelante, el equipo de su tierra… quizás por ser de la “casa”, o porque nunca había jugado en esa categoría, o por razones meramente técnicas, se decidió no ofrecerle contrato profesional, se le hizo ficha amateur y se intentó cederlo porque en principio, apenas iba a disputar minutos.

El jugador se negó a marcharse cedido, pero los partidos pasaban sin que apenas contase para el entrenador. No fue hasta algunos meses después cuando debutó como titular... lo que pasó a partir de ahí es conocida como la mayor progresión futbolística de un canterano del C.D Tenerife. Hace un año Ayoze Pérez estaba a punto de comenzar la liga en Segunda con pocas opciones de ser una pieza importante de su equipo, hoy se ha convertido en el primer tinerfeño en debutar en la Premier League. 

Ayoze Pérez jugando con el Newcastle United FC

No sabemos si Ayoze estuvo cerca de renunciar a su sueño en algún momento, posiblemente es demasiado joven y talentoso para ello, pero estoy segura de que sí tuvo momentos de dudas como los tenemos todos ¿tendré la oportunidad de ser titular? ¿podré hacer del fútbol mi profesión o tendré que dedicarme a otra cosa…? Etc.

Las dudas siempre aparecen en momentos de incertidumbre, cuando las puertas se cierran, cuando otras personas o circunstancias nos empujan a desistir… pero debe ser nuestra autoconfianza quien gane ese pulso. Recordar por qué empezamos, repasar nuestros logros por pequeños que sean, seguir preparándonos, seguir mejorando en lo que hacemos, y cuando se presente ESA oportunidad dar lo mejor que tenemos en ella.

Así lo hizo Uzo Aduba en aquel “último” casting, así lo hizo Ayoze en cada partido en que fue titular... pudieron no lograrlo, pero finalmente lo consiguieron porque no se rindieron. Hoy ambos se dedican profesionalmente a lo que de verdad aman, y son reconocidos por ello. Perseverar es la mitad del camino, estar preparado para cuando llegue la oportunidad, es casi el resto.




Imagen: nufcfans.co.uk

No hay comentarios:

Publicar un comentario